El PRSC celebra primera reunión nacional del VI Congreso Joaquín Balaguer

  


Por: Osiris de León.

Santo Domingo.-. El Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) acaba de celebrar su primera reunión para la organización del VI Congreso Joaquín Balaguer, teniendo como objetivo sentar las bases para la renovación de sus estructuras dirigenciales nacionales, provinciales y municipales, pero, más allá de esa renovación, se busca intentar encontrar el camino que le vuelva a reconectar con las expectativas de nuestra población, pues los 22 años de gobierno del PRSC concluyeron en 1996, y desde ese entonces ya han pasado 25 años, lo que indica que una parte importante de la juventud dominicana de hoy nació después de que el presidente Balaguer había salido del poder, y esa juventud no tuvo la oportunidad de conocer las grandes obras realizadas por Balaguer, con las limitaciones presupuestarias que enfrentó Balaguer.

 

Para muchos analistas, y para muchos anti balagueristas, ya el PRSC cumplió su rol político en la administración y en nuestra nación, sin embargo, cada vez que escasea el agua de consumo humano y el agua de los sistemas de riego, la gente de más edad recuerda las represas, los acueductos y los canales de riego construidos en gobiernos reformistas, con recursos propios, para disponer de agua en cada período de sequía, y hoy día, frente a grandes amenazas de sequías fruto del cambio climático, el PRSC tiene autoridad y propiedad para hablar frente a la sociedad respecto a nuevos proyectos de represas para almacenar agua estacional, principalmente en períodos de vaguadas, tormentas y huracanes, para luego administrarla y suministrarla de manera racional para una población creciente, para un turismo creciente, y para una inmigración creciente, en un país donde los caudales de los ríos tienden a ser decrecientes.

 

Los problemas ambientales mundiales y nacionales cada día adquieren mayor importancia en la agenda global y en la agenda local, y el PRSC es el partido que puede exhibir los mayores aportes en materia de protección de los recursos naturales, pues Balaguer fue el presidente que prohibió los aserraderos mediante el Decreto 209-67, fue el presidente que prohibió las extracciones de agregados de los cauces de los ríos a través de Ley 123-71, fue el presidente que creó los parques urbanos de SD y la mayor cantidad de parques nacionales como lo demuestra su Decreto 233-96 y fue el presidente que en 1987 creó la Comisión Nacional para el Medio Ambiente y designó a 30 consejeros científicos para que fueran los asesores científicos del Gobierno en todas las decisiones ambientales, Comisión en la cual fuimos designados para contribuir a trazar políticas ambientales en materia de aguas superficiales y subterráneas, y minería.

 

La construcción es uno de los 6 sectores que hoy motorizan la dinámica económica nacional, pero fueron los gobiernos reformistas los que introdujeron las grandes transformaciones de las viejas y frágiles casas de madera, cana y yagua a las modernas viviendas de blocks, de alta calidad, las que fueron entregadas a la clase pobre para que se levantara con vitalidad, pues antes de Balaguer era imposible que una familia pobre pudiera aspirar a una buena casa o apartamento de concreto, porque su costo era inalcanzable para los pobres, sin embargo, en los gobiernos reformistas quien recibía casa o apartamento del Estado subía de la pobreza a la clase media, y eso transformaba su vida, su entorno y su futuro.

 

Fue Balaguer quien tuvo la aguda visión de entender que nuestra capital era un núcleo urbano creciente, y que en tal virtud las zonas periféricas debían ser aprovechadas para construir avenidas que en ese entonces parecían absurdas e innecesarias, como la Av. Luperón, Av. Núñez de Cáceres, Av. Winston Churchill, Av. Abraham Lincoln, Av. Anacaona, Av, Mirador del Sur, Av. John F. Kennedy, Av. Jacobo Majluta, etc.

 

Sin embargo, pasado el tiempo quedó demostrado que en su condición de estadista Balaguer miraba hacia el futuro, y que si esas vías no existieran entonces hoy la ciudad de Santo Domingo sería intransitable, pues después de Balaguer la construcción de nuevas avenidas quedó en el olvido llevando a nuestra ciudad capital a un caos vial que no se resuelve con el simple cambio de sentido de vía, sino que se resuelve construyendo nuevas vías y ampliando otras como amplió Balaguer la Av. 27 de Febrero y como abrió el Expreso V Centenario que en ese entonces no era del agrado de los líderes populares de Villa Juana y Villa Consuelo.

 

Fue Balaguer quien desde el Banco Central dio facilidades de créditos blandos para que el turismo y la industria se multiplicaran a nivel nacional a través de Infratur y Fide, y gracias a esas facilidades se multiplicó la hotelería de Puerto Plata, y el turismo desde Norteamérica y Europa hacia la República Dominicana comenzó a crecer, hasta hoy llegar a ser uno de los 6 grandes pilares de nuestra creciente economía, como también las zonas francas fueron impulsadas en los gobiernos reformistas y hoy siguen siendo puntales en exportaciones de ropas, calzados y tabaco.

 

Una parte importante de nuestra sociedad conserva agradecimiento emocional y sentimental por las grandes transformaciones que Joaquín Balaguer y el PRSC introdujeron en la sociedad dominicana, por lo que el PRSC debe utilizar la radio, la Tv y las redes sociales para conectar con la gente y convertir ese permanente agradecimiento emocional en un agradecimiento electoral, y para eso bastaría con que el PRSC asuma los temas de la agenda nacional.

Etiquetas:

Publicar un comentario

[blogger]

MKRdezign

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget